¿Dónde se fue nuestro futuro? Las 3 claves para comenzar a crearlo y no caer en la inacción

Ago 30, 2017

Primero, escanear tu vida actual
 
Entender el momento actual de tu vida a través de un escaneo formal usando el modelo ORCAPS, respondiendo las preguntas respecto a tus Objetivos, Relaciones, Carrera, Aprendizaje, Productividad y Salud (ver cómo escanear exitosamente tu vida actual parte 1 y parte 2) es clave a la hora de entender donde estamos respecto a lo que realmente queremos con nuestra vida.
 
Segundo, entender el tamaño del cambio que requerimos
 
El escaneo te permite entender qué tamaño de cambio requieres para tu vida. Algunos necesitarán hacer algunos cambios, otros cambios relevantes y otros francamente hacer un pivot o giro drástico de sus vidas.
 
Durante el proceso de escaneo has internalizado y sopesado cuáles oportunidades quieres aprovechar. Esto es altamente relevante ya que los inmensos cambios que están sucediendo y sucederán en el mundo los próximos años y que cambiarán muchas industrias, estilos de vida y lo que significa ser humano, originan oportunidades nunca antes vistas en la historia de la humanidad. De sólo imaginar lo que puedes hacer con tu vida me hace pensar cómo las personas pueden re-crear su felicidad y generar valor en su entorno en forma extraordinaria.
 
Paso a contar algunos casos reales de profesionales que descubrieron el nivel de cambio necesario haciendo el escaneo formal de sus vidas actuales.
 
Caso 1:

Jorge es ingeniero en computación que trabaja en una gran compañía en un país de Latinoamérica. Tiene 34 años. Comanda un equipo de 10 programadores y científicos de datos. Su jefe jamás le cuenta nada de lo que sucede en la empresa y su trato es extremadamente vertical. Jorge después de escanear formalmente su vida y reflexionar detalló de la siguiente forma el resultado:
 
Jorge no está feliz con la relación con su jefe y eso lo tiene algo deprimido. La verticalidad organizacional no le permite compartir con él muchas ideas que cree podría generar innovaciones y mejoras importantes para la empresa. Sobretodo que ha leído mucho lo que se viene en el mundo tecnológico y no hacer innovaciones de inmediato lo pone muy ansioso. Eso lo tiene muy preocupado porque afecta directamente su desarrollo personal y aprendizaje. Además que quiere contribuir mucho más en su empresa.

Le gusta mucho lo que hace y produce con su equipo. Su equipo ha creado una propósito común sin que nadie de la empresa sepa ni se interese. Pero justo eso los hace muy fuertes.

Tiene una desconexión total con el resto de los equipos de la empresa. Realmente su empresa trabaja en silos y eso no le permite avanzar con la rapidez que quisiera.

Quiere quedarse en la empresa pero se da cuenta que tendrá que diseñar un cambio para su vida para transformarla en algo que realmente lo haga feliz. No está dispuesto a realizar juegos políticos esperando que las cosas cambien por arte de magia.

 
Caso 2:

Catalina es diseñadora de experiencia de cliente, con estudios en una universidad de EEUU. Tiene 31 años. La empresa donde trabaja es un emprendimiento digital de 50 personas. La empresa comienza a crecer a tasas muy elevadas. Catalina procedió a realizar un escaneo formal de su vida actual y llegó a las siguientes conclusiones:
 
Trabaja 14 horas por día, incluidos muchas veces los fines de semana. Eso le gusta, porque es una obsesionada con lo que hace. Además ha aprendido a gestionar muy bien su vida para llevar una excelente relación con su novio. -Le encanta la empresa y su gente. Los fundadores son muy amables y han tenido mucho éxito en la gestión del crecimiento.

Catalina se dio cuenta que quiere emprender por su cuenta. Es lo que realmente quiere. Cree que su obsesión y persistencia la llevarán muy lejos si lo hace. No la mueve el dinero. La mueve el propósito de crear ella misma algo que impacte a las personas para bien. En definitiva quiere un cambio radical en su vida.

 
Caso 3:

Felipe es un freelancer que trabaja como asesor financiero para personas que necesitan guía para mejorar la rentabilidad de sus ahorros e inversiones. Tiene 44 años. Felipe procedió a realizar un escaneo formal de su vida actual llegando a las siguientes conclusiones:
 
Le fascina lo que hace. Cree que ayudar a la gente en el tema inversiones es un gran aporte. Tiene un grupo de clientes muy bueno que confían plenamente en el.

Felipe cree que su gestión del tiempo y productividad podrían mejorar ostensiblemente. Viajó a Londres para analizar cómo las nuevas tecnologías de colaboración y gestión de clientes podrían elevar su productividad notablemente. Además se dio cuenta que su trabajo está en franco riesgo de ser automatizado en muy pocos años.

Felipe quiere reinnovar su vida dentro de su mismo campo. Felipe quiere hacer un cambio fuerte.

 
¿Cuál es el riesgo más grande de Jorge, Catalina y Felipe?
No hacer nada. Quedarse tal como están y seguir viviendo la vida que no quieren vivir.
 
La inacción. Esa resistencia interna que te provoca en definitiva no hacer nada y seguir en un estado que no quieres. Pero la resistencia está ahí, ganando tantas batallas diariamente.
 
Lo veo a cada rato, cómo profesionales de empresas, freelancers y emprendedores luego de escanear sus vidas y darse cuenta que no les gusta, pasan años sin hacer nada dejándose llevar por su propio status quo. No comenzando nunca un viaje de cambio.
 
Tercero, sopesar el costo de la inacción
 
Luego de tener sobre la mesa el escaneo de tu vida actual, el siguiente paso es reflexionar sobre el costo de la inacción. Es decir reflexionar si no hacemos nada con nuestra vida actual qué pasará. Cómo te sentirás. Pensar y reflexionar en las variables emocionales, variables físicas y financieras de la inacción.
 
Las 3 preguntas a responder y luego reflexionar son:
 
1. ¿Cuál es el costo de la inacción en 6 meses más? ¿Cómo creo me sentiré si me mantengo tal como vivo hoy? ¿Qué grado de felicidad y bienestar creo tendré?
2. ¿Cuál es el costo de la inacción en 1 año más? ¿Cómo creo me sentiré si me mantengo tal como vivo hoy? ¿Qué grado de felicidad y bienestar creo tendré?
3. ¿Cuál es el costo de la inacción en 3 años más? ¿Cómo creo me sentiré si me mantengo tal como vivo hoy? ¿Qué grado de felicidad y bienestar creo tendré?
 
Para pasar a la siguiente etapa, diseñar una nueva vida que realmente quieras vivir y comenzar a realizar los primeros experimentos debes haber entendido, visualizado y sopesado el costo de la inacción.
 
Lo que si te debo decir que los que han escaneado formalmente su vida y entendido el costo de la inacción son los que logran avanzar para comenzar a crear la vida que realmente quieren vivir.
 
Se Puede. Se aprende. Se lidera.